11/7/19

Beneficios de usar la copa menstrual


¡Buenos días bellezas!
¿Qué tal? ¿Cómo vais? ¡Espero que genial!
Cuando me quedé embarazada de Sergio me enviaron una copa menstrual y al final, entre el embarazo, la cuarentena, todo el lío de los primeros meses de ser mamá, después embarazada de nuevo, total, que no llegué a probarla, era algo que siempre decía que tenía que empezar a usar pero no veía el momento y cuando desde Sileu me ofrecieron probar su copa, pensé, este ya si que es el momento, ¡y así ha sido!
Me llamó mucho la atención que tuvieran este kit tan completo en el que viene la copa, el esterilizador y el estuche para guardarlo todo y llevarlo donde queramos, por ejemplo de vacaciones, de fin de semana y demás, todo muy compacto y cómodo.
Bueno, pues empiezo a contaros mi experiencia :)


Antes de nada, contaros que hay dos tallas, la S y la L. La talla S es para mujeres menores de 25 años y/o que no hayan dado a luz por parto natural y la talla L es para mujeres mayores de 25 años y/o que hayan dado a luz por parto natural, así que como veis, yo cumplía todo lo de la talla L, más de 25 años y dos partos naturales.
Luego también se puede elegir el color, hay el estuche en rosa (con el esterilizador en rosa también y la copa en blanco) y en rojo, con las tres cosas rojas. Yo elegí la opción de rosa y blanco, como veis en las fotos.






Este pack completo tiene un precio de 27,26€ y tiene una durabilidad de 10 años, por lo que sale muy pero que muy rentable.


Y bueno, ahora os cuento mi experiencia y opinión personal. No os voy a negar que no estaba nerviosa e inquieta en el momento de ponérmela por primera vez, porque sí, era algo nuevo, desconocido y surgían muchas dudas, ¿se acoplará bien? ¿me dolerá? ¿y luego para quitármelo? Pero nada como ponerte a ello y que esas dudas se resuelvan por sí solas.

Además, justo estaba de vacaciones en la playa, pero yo ya había estado precavida y me la había llevado. La cosa fue tan sencilla que no me lo podía ni creer, doblar la copa, introducirla y ella sola se abre y hace ese efecto vacío y ya ningún problema en todo el día. Las primeras horas notaba como cuando llevaba un tampón y notaba ese "algo" dentro, pero luego ya no se nota de nada y vas protegida durante 12h.
Al sacarlo, muchísimo más sencillo también de lo que pensaba, tirar un poco o hacer pinza y sale sin ningún tipo de molestia. 
Se puede poner para dormir, para hacer deporte, bañarse y no se nota nada de nada, yo lo usé para bañarme en la playa, para estar todo el día fuera y tan a gusto. No lo uso para dormir, pero eso ya es elección mía, prefiero llevarla durante todo el día y por la noche, quitar la copa menstrual y usar una compresa.

Así que para mi ha sido un cambio radical y una elección limpia y que beneficia al medio ambiente, estoy tan contenta.

¿Usáis copa menstrual? ¿Os lo habéis planteado?

1 comentario:

Diseño por Lovestyle Comunicacion Copyright © 2015 Beauty Blog by Susana